La conciencia – por Andrés Moya

This post is also available in: Inglés


La conciencia de uno mismo es la autoconciencia.

A estas propiedades las denomino autoconciencia. Creo que tenemos particularidades respecto a otras especies. Vuelvo al discurso evolutivo. Todas las especies tienen características propias. Cuando ve el árbol de la vida, ve que si las especies se forman es porque han desarrollado características genuinas, propias. Todas las especies las tienen. De lo contrario no se podrían distinguir unas de otras. Se distinguen porque tienen una caracteriología similar. Y nosotros, desde luego, la tenemos y probablemente exacerbada respecto a otras especies. Aún una mucha investigación que hacer respecto a la autoconciencia. Muchos organismos tienen conciencia de su pertenencia a una especie determinada. De hecho, no agraden a miembros de su especie, sino a los de otras; se puede decir que son mecanismo innatos que les llevan a reconocer a los de su especie, por ejemplo, con quien se aparean. Nuestra especie, aunque hay investigación que hacer al respecto, es una especie que tiene conciencia de quien es o no miembro de su propia especie, esto es común al resto de especies, sino también conciencia de uno mismo. De sí mismo. Eso es la autoconciencia. Esa conciencia de singularidad ¿está generalizada en otras especies? Hay que investigarlo. Las separaciones no son siempre nítidas y tal vez se puede hablar de cierto grado de autoconciencia en otras especies que están filogenéticamente próximas a nosotros, pero no con el mismo nivel. Conciencia de la libertad, de la muerte, ¿hasta qué punto podemos decir que son propiedades genuinamente nuestras y no están en otros? Probablemente alguna sí. El lenguaje. La comunicación está a la orden del día en muchas especies. Yo diría que en todas, por elemental que sea. Hay formas muy mecánicas de comunicación, de señalización. Y formas, también mecánicas, muy elaboradas de comunicación entre miembros de las especies. Lo nuestro va más allá, porque el lenguaje es más que comunicación. El lenguaje es una herramienta, probablemente, genuinamente humana. Digo lenguaje, no comunicación. En la dinámica del devenir de lo vivo, se ha dado la circunstancia de que en nuestra especie han evolucionado características que son propias. Una muy importante es la autoconciencia. Es un arma de doble filo, como comenta Dawkins, la autoconciencia es un buen engendro de la evolución para salvar esos replicadores que son los genes. El mensaje de Dawkins es que es un buen invento evolutivo que los genes hayan creado seres que son capaces de pensar, como buenos sistemas para permitir la transmisión de los replicadores que llevamos dentro, que son los propios genes. En El gen egoísta, habla de que somos esclavos de nuestros propios genes y no estamos dispuestos a reconocerlo porque se ha generado en nosotros esa propiedad que está por encima de ellos, aparentemente, que es la autoconciencia. Así ellos se aseguran poder transmitirse, porque el ser autoconsciente te lleva a decir que te interesaría mantenerte vivo, dejar descendientes, lo que en el fondo es dejar nuestros replicadores. No tengo claro que sea una buena tesis, desde luego, no hay modo aún de probarla, pero tiene cierta gracia.

Más respuestas de este autor.

Más respuestas a esta cuestión.

Share and Enjoy:
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Yahoo! Buzz
  • Twitter
  • Google Bookmarks
  • Bitacoras.com
  • Google Buzz
  • Meneame
  • Reddit
  • RSS

Leave a Reply

You can use these HTML tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>